Viajan padres de jugadores accidentados

Comparte esta noticia:
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  

La desesperación que viven familiares de los integrantes del equipo de futbol infantil Rayados de Altamira, que sufrieron un lamentable accidente en El Salto, Jal., al ser embestido el autobús donde viajaban por el tren ha ido en aumento debido a la dificultad que implica conseguir boletos para trasladarse a esa ciudad por la temporada decembrina.

Por esa situación atravesaron el señor Francisco Javier Sánchez López y la señora Lizzeth Vázquez Badillo, padres del menor Francisco Javier Sánchez Vázquez, de 13 años, portero del equipo que hizo el viaje bajo la supervisión de otra madre de familia debido a que sus papás por cuestiones laborales no pudieron acompañarlo.

Después de batallar para conseguir boleto de autobús, finalmente Lizzeth Vázquez saldrá a las 11 de la noche, pero deberá transbordar en San Luis Potosí para poder llegar hasta la ciudad de Guadalajara, ya que no hay viajes directos.

Previo a ello y alarmados por la magnitud del accidente buscaron la forma de contactar a su hijo, con quien entablaron comunicación vía telefónica, señalando el adolescente que “se encuentra bien”, aunque asustado por el momento vivido.

Paquito, como es llamado por sus compañeros de equipo, les dijo que logró salir por su propio pie del autobús en lo que llegaba la ayuda, resultando prácticamente ileso y junto a cinco pasajeros más fue dado de alta en poco tiempo.

En la misma situación se encuentran otros padres de familia que buscan reunirse a la brevedad con sus hijos que viajaban en el autobús que fue embestido por el tren al filo del mediodía de este sábado a la altura de la carretera a la Alameda vía El Salto, percance que hasta el momento ha cobrado la vida de tres personas y dejando a 42 heridos, varios de ellos de gravedad.

Deja un comentario